La Procuraduría General Adjunta para el Sistema Eléctrico (Pgase) sometió a la justicia a 11 empresarios, imputados de cometer fraude contra el sistema eléctrico, mediante la sustracción de energía por valor de casi 20 millones de pesos.

De acuerdo a una nota de la institución, las acciones reñidas con la Ley General de Energía, en su artículo 125, consistieron en manipulación y alteración de contadores, conexiones directas sin contratos previos y reconexión ilegal.

Especifica que las maniobras incluían la utilización de programas informáticos o redes de comunicación interconectadas al sistema de medición

El organismo precisó que el total de la energía consumida irregularmente fue estimado en 2,222,446 kilovatios horas, con una potencia sustraída ascendente a 3,896.8 kilovatios, lo que representa un valor monetario de RD$19,719,716.79 pesos, de acuerdo con la estimación que abarca un período de entre 2016 y 2021