BARAHONA: La noche de este domingo, fue llevado a un centro médico de esta ciudad el comerciante Jhoan Lafontaine Santana, por alegados maltratos de parte de la Policía Nacional.
Lafontaine Santana, fue llevado a la clínica Magnolia, supuestamente por golpes ocasionados por varios agentes de la Policía Nacional, los cuales obligaron al comercial a cerrar su negocio de forma arbitraria.
Según una fuente, al inicio del horario de toque de queda, el negocio “Lafonchicken”, ubicado en el Malecón, y que es propiedad de Lafontaine, se presentaron unidades de la policía para que este cerrara el negocio, lo que provocó un forcejeo entre agentes del orden y el comerciante.
www.elcohetedelsur.com

 

Deja una respuesta